Ya ha pasado un año desde que un real decreto del Gobierno Sánchez acabara con el impuesto en cuestión, pero no todo el mundo se ha enterado. Lo cuentan las empresas instaladoras y las del sector en general. Lo cuentan las de Andalucía y las de Asturias, las de las Castillas y las de Murcia: no, no todo el mundo se ha enterado. Por eso son muchos en el sector los que demandan que la Administración tome cartas en el asunto, monte una campaña o lo que fuere menester, y pregone a los cuatro vientos que en España ya no hay impuesto al Sol.

El mix eléctrico español está sufriendo cambios significativos este 2019. El gas es el nuevo rey, ayudado en parte por los precios baratos y por el mercado del carbono que han conseguido expulsar al carbón del sistema. Por otro lado, cada vez se instalan más renovables en nuestro país, sobre todo energía solar fotovoltaica.

El Ejecutivo autónomo ha aprobado la Declaración de Emergencia Climática en Canarias. Según el comunicado que ha difundido, "el acuerdo permitirá, entre otros aspectos, agilizar la tramitación de la Ley Canaria de Cambio Climático y del Plan de Acción Canario para la Implementación de la Agenda 2030 de Objetivos de Desarrollo Sostenible". La Declaración se produce apenas 50 días después de ser investido presidente de la comunidad el socialista Ángel Víctor Torres. Su investidura llega gracias al llamado Pacto de las Flores, suscrito por el PSOE, Nueva Canarias, Podemos y la Agrupación Socialista Gomera, y que acaba con 26 años ininterrumpidos de gobiernos de Coalición Canaria.

La planta solar de Don Rodrigo, desarrollada por la alemana BayWa.re, ya ha comenzado a funcionar como la instalación de este tipo más grande construida en Europa que no contará con incentivos públicos, ya que «la optimización de su propia planta y la nueva regulación del sector hacen posible la rentabilidad de la instalación», según ha informado el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra.

Naturgy ha puesto en marcha de las plantas solares fotovoltaicas Picón I, Picón II y Picón III, ubicadas en la localidad de Porzuna (Ciudad Real).

Tres instalaciones, de 50 MWp de potencia pico y 151.452 módulos cada una, que forman un complejo con una potencia total de 150 MW y 454.356 módulos. Así, el conjunto de estas 3 plantas solares se convierte en el mayor complejo fotovoltaico de Castilla-La Mancha.