La generación de energía no provendrá solo de las grandes centrales eléctricas (renovables o no), sino también del almacenamiento, de la eficiencia energética, de los vehículos eléctricos y de los agregadores de la demanda o la gestión activa de la demanda, un nuevo agente que cambiará la curva de la demanda al adaptarse y aportar mayor flexibilidad al sistema.

La capital holandesa de Ámsterdam se ha comprometido a prohibir todos los automóviles y motocicletas de gasolina y diésel a partir de 2030 como parte de un plan para mejorar la calidad del aire de la ciudad.

Una de las principales quejas de los consumidores españoles es que pagan una de las facturas de electricidad más caras de Europa  pero según “La Energía Flexible”, el último informe de Javier García Breva, experto en energía y presidente de la consultora N2E, es posible abaratarla con un cambio de modelo energético.

El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía, organismo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica, ha publicado una «Guía de tramitación del autoconsumo (versión preliminar)» que describe con precisión "los 17 pasos que deben darse para realizar todos los trámites con las administraciones y con las compañías distribuidoras y/o comercializadoras, así como el detalle de los casos en los que las instalaciones quedarían exentas de ciertos trámites concretos". [En la imagen, detalle de la portada de la Guía].

España y el mundo entero está viviendo una transformación. Un cambio significativo del modus vivendi que quiere apostar por una mayor electrificación con energías limpias para sustituir los combustibles fósiles, lo que se llama proceso de descarbonización de la economía.